¿Cómo debo utilizar el aceite de CBD?

Desde hace muchos años, la gente utiliza el aceite de CBD por vía sublingual, que consiste en colocar el aceite debajo de la lengua y dejar que se disuelva lentamente durante al menos 10 minutos antes de tragarlo.

Este método permite que el CBD se absorba directamente en el torrente sanguíneo a través de las membranas mucosas, proporcionando una forma rápida y eficiente de experimentar los efectos del CBD.

Sin embargo, desde enero de 2019, la legislación en la Unión Europea y Suiza ha cambiado la forma en que recomendamos usar nuestros aceites de CBD. La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) considera ahora el CBD un "nuevo alimento", lo que ha llevado a prohibir la venta de productos de CBD como alimento o bebida. Como resultado, nuestros aceites de CBD no se recomiendan para el consumo oral.

En su lugar, nuestros aceites de CBD están registrados como cosméticos en la Unión Europea, lo que significa que están destinados al uso externo. La aplicación tópica del aceite de CBD permite que el CBD interactúe con los receptores cannabinoides de la piel sin entrar en el torrente sanguíneo. Este método es ideal para las personas que buscan dirigirse a zonas específicas del cuerpo.

Cuando se utiliza aceite de CBD por vía tópica, basta con aplicar unas gotas del aceite en la zona deseada y masajear suavemente sobre la piel. Esto se puede hacer varias veces al día, dependiendo de tus necesidades y de las recomendaciones de tu médico.

¿Cuándo se debe utilizar el aceite de CBD?

En cuanto al mejor momento del día para usar aceite de CBD, esto depende en gran medida de tus preferencias personales y de las razones para usar aceite de CBD. Algunas personas consideran que consumir aceite de CBD por la mañana les ayuda a empezar el día de forma positiva, mientras que otras prefieren consumirlo por la noche para favorecer la relajación.

Recuerda, la experiencia de cada persona con el aceite de CBD es única, y lo que funciona mejor para una persona puede no funcionar tan bien para otra. Siempre es una buena idea empezar con una pequeña cantidad de aceite de CBD y aumentarla gradualmente hasta que encuentres la cantidad que mejor funciona para ti.

Lee más: ¿Cuánto CBD debo consumir?